Abril es renacer. 

Es una nueva oportunidad, un nuevo comienzo. 

Es la ilusión de verte revivir. 

Lloras, pero sé que es un llanto de esperanza, 

de alegría después del letargo del invierno. 

Lo llaman “despertar biológico” pero yo prefiero llamarlo “vuelta a la vida”. 

Esta emocionante maravilla de la naturaleza me sorprende y aviva cada mes de abril. 

Lloro del viñedo

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.